El Leeds de Bielsa ganó el clásico de visitante y sobre el final: 1 a 0

Lo que dijo después del partido el técnico argentino.

80
Compartir

En el Derby de Yorkshire, Leeds United, el equipo que dirige Marcelo Bielsa, tuvo una tarea durísima, pero logró, a dos minutos y medios del final dar el golpe para vencer a Sheffield United por 1-0, en el estadio Bramall Lane, en un partido correspondiente a la fecha 3 de la Premier League de Inglaterra. La tensión del juego y la necesidad de consolidar al equipo en la máxima categoría se tradujo en el festejo del gol de Patrick Bamford, cuando las cámaras captaron al entrenador argentino celebrar con el alma el tanto sobre el cierre del encuentro.

En el torneo, Sheffield United ya acumula tres encuentros sin ganar, el último ante Aston Villa por 1-0. En tanto, Leeds parece ir encontrando su ritmo y encadenó su segunda victoria, ya que su primera conquista fue la fecha anteriormente Fulham por 4-3, el mismo marcador por el que había caído en el debut en el certamen, ante el campeón Liverpool.

Con el sello de lo que propone Marcelo Bielsa para sus equipos llegó la conquista que le permitió a Leeds celebrar su segundo éxito en la Premier. Sin renunciar a buscar por los laterales, el equipo inglés encontró sobre el final del clásico la fórmula para quedarse con todo: tras una presión alta, recuperaron el balón, Moreno abrió el juego sobre la banda izquierda, para que Harrison saque el centro perfecto y Bamford, de cabeza, pueda desatar la locura de Bielsa y todo el cuerpo técnico.

Patrick Bamford el héroe de Leeds en el clásico ante SheffieldPatrick Bamford el héroe de Leeds en el clásico ante Sheffield Crédito: REUTERS / Alex Livesey

El desafío de Leeds, luego de anotar siete goles y recibir la misma cantidad en los dos primeros encuentros, era sostener el nivel de eficacia que había tenido en sus llegadas al arco adversario. Pero también, lograr que no le marquen tanto sus rivales, algo que en la segunda categoría inglesa no estaba sucediendo. Sin embargo, ante Sheffield tuvo más equilibrio, ofreció menos oportunidades a su rival y si bien sufrió por momentos, el equipo de Bielsa se mostró más compensado en el retroceso.

Las emociones estaban a flor de piel sobre el final del encuentro y todo se tradujo en la postura de Bielsa más que en la de sus futbolistas. En un momento del encuentro, faltando un puñado de segundos, las cámaras volvieron a tomarlo y se advirtió que se molestó con uno de sus futbolistas porque estaba con los “brazos en jarra”, una actitud de relajación que no le gustó nada al técnico argentino y con gestos ampulosos se lo hizo saber.

La victoria le da aire a Leeds para seguir evolucionando en este desembarco en Premier League, aunque en la próxima estación lo espera una prueba durísima, pero altamente atractiva, ya que en el duelo de estrategias estarán Marcelo Bielsa y Pep Guardiola con Manchester City. Una cita encantadora. (Imagen principal: El cabezazo de Patrick Bamford para la victoria de Leeds REUTERS / Alex Livesey)

BIELSA A LO BIELSA

El cambio de Marcelo Bielsa “a lo Guly” que descolocó a los periodistas ingleses y la bromas sobre su gusto por la Premier League
Marcelo Bielsa vivió con intensidad el clásico con SheffieldMarcelo Bielsa vivió con intensidad el clásico con Sheffield Crédito: Foto de Oli SCARFF / POOL / AFP

Siempre es interesante escuchar a Marcelo Bielsa. Cada una de sus conferencias de prensa tras los partidos en Inglaterra ofrecen pequeñas perlas que valen la pena tener en cuenta. Ya lo hacía en la segunda categoría, pero ahora en la Premier League los focos todavía son más intensos. Eso a él no lo inquieta, simplemente se comporta como entiende que debe hacerlo, por eso puede aceptar un error en en un cambio, analizar con justeza una victoria y tomarse un puñado de segundo para soltar una sonrisa para acompañar una respuesta que desnuda cómo vive cada uno de los partidos que juega Leeds.

En la segunda victoria en la Premier, con el 1-0 en el derby de Yorkshire ante Sheffield, unos minutos después del encuentro y aún con la alegría del éxito a cuestas, Bielsa no tuvo problemas en aceptar que se equivocó en un cambio: Rodrigo, que ingresó para el segundo tiempo y fue reemplazado en los minutos finales. Esa situación, que suele causar malestar en los jugadores, descolocó a los despertó periodistas ingleses por la rareza. El entrenador argentino explicó sin dar vueltas: ” Al partido le faltaban pocos minutos y tenía que sustituir a Rodrigo o a Bamford. Y Bamford es un jugador muy útil en las pelotas detenidas en contra porque nos ayuda a defenderlas. Pero no fue una decisión acertada esa modificación, porque Bamford estaba muy cansado y debería haber conservado a Rodrigo en el campo”.Marcelo Bielsa disfruta de la Premier League, pero "cuando juegan los demás equipos"Marcelo Bielsa disfruta de la Premier League, pero “cuando juegan los demás equipos” Crédito: Foto de Alex Livesey / POOL / AFP

En la Argentina ya se conocen historias similares. Le pasó a Andrés Guglieminpietro en un amistoso con Holanda (1-1), cuando ingresó a los 45 minutos por Ariel Ortega y 35 minutos más tarde Bielsa decidió reemplazarlo por Hernán Crespo. Guly, incluso hoy, más de 20 años después, le sigue recriminando esa sustitución.

En aquella oportunidad, Bielsa también reconoció su equivocación. La salvedad es que por aquel cambio en la selección asumió el error por una decisión táctica. Esta vez, fue por un motivo físico.

Otra de las particularidades de la victoria fue la emotividad que mostró Bielsa en los minutos finales del partido y hasta que festejó el gol de Bamford con energía. Lógicamente que las consultas para el entrenador rosarino también se dirigieron hacia allí y su respuesta fue clara: “Cuando el partido se consume, todo lo que suceda en esos momentos no se puede modificar. Son momentos en los que los entrenadores en general estamos muy ansiosos para controlar esos minutos finales…”.

Fiel a su estilo, ofreció cada análisis con la cabeza gacha y mirando apenas a su traductor. Explicó que sintió la evolución del equipo a partir de lo que logró generar: “Logramos atacar mejor, tuvimos cerca de seis o siete opciones, en ese sentido mejoró el funcionamiento ofensivo. Fue un resultado justo, el primer tiempo fue parejo, podríamos haber convertido pero también podríamos haber recibido goles. El segundo tiempo fue mucho mejor para nosotros y creo que conseguimos una diferencia justa y aplicada”, explicó el DT.

Sólo dejó esa postura tímida y retraída, cuando le preguntaron si le gustaba la Premier League. Ahí Bielsa soltó un sonrisa pícara y demostró cuánto sufre cada vez que juega un partido con Leeds: “Cuando juegan los demás equipos sí me gusta…”.

ADNbaires