Impulsan a Uruguay, Argentina, Chile y Paraguay como sedes del Mundial 2030

15
Compartir

Con el estadio Centenario como imponente marco, el presidente de Conmebol, Alejandro Domínguez, hizo la presentación oficial. Estuvieron D’Onofrio y Lammens. ¿Cuáles son los pasos a seguir?

Faltaba el paso formal, la presentación oficial, y por eso desde este martes la candidatura conjunta de Uruguay, Argentina, Chile y Paraguay como sedes del Mundial 2030 es un hecho. Con el mítico estadio Centenario de Montevideo como marco, el presidente de Conmebol, el paraguayo Alejandro Domínguez, llevó la voz de este ambicioso proyecto, bajo el lema Unidos 2030​, con el que Sudamérica intenta recuperar el máximo torneo de selecciones después de su visita a Brasil en 2014.

Fue el propio Domínguez el que brindó los argumentos que respaldan la candidatura y que se sustentan en que en 2030 los Mundiales de fútbol celebrarán su centenario de vida, por lo que no hay mejor manera que festejarlo en el sitio donde se disputó la primera edición, que tuvo a Uruguay como campeón tras superar en la final a la Argentina.

Para hacer más redituable el proyecto a nivel económico, a la intención inicial de Uruguay y Argentina se le sumaron Chile y Paraguay. La organización en conjunto también tiene una justificación logística: es que desde 2026 serán 48 equipos en la fase final, motivo por el cual se necesita indefectiblemente más países involucrados, como será en esa edición con Estados Unidos, México y Canadá.

“Es el sueño de un continente. De un pueblo uruguayo, compartido por otros tres pueblos. Van a haber más Mundiales, pero 100 años se van a cumplir por única vez y se tiene que volver a la casa. Es más que suficiente el motivo para que la FIFA acepte que sea una sola candidatura. Con el devenir de los años van a haber otras posibilidades para otros continentes”, afirmó el mandamás de Conmebol.

“Tenemos buena relación con UEFA. No hay que entrar en disputas. El 2030 no se repite”, respondió Domínguez cuando le consultaron sobre la candidatura conjunta de España y Portugal para el mismo Mundial, quienes asoman como máximos competidores. Marruecos, que en principio iba a unirse a las naciones de la península ibérica, podría nominarse en solitario, pero aún no lo ha hecho oficialmente. Asimismo, Reino Unido e Irlanda abandonaron en febrero la idea de otra candidatura conjunta al Mundial 2030 para focalizar su atención en la Eurocopa 2028.

El presidente de la Conmebol dejó algunas frases fuertes, incluso con críticas soslayadas a la elección de Qatar. “La FIFA tiene una deuda moral en reconocimiento a aquellos primeros soñadores y fundadores de lo que hoy para y moviliza al mundo, que es un Mundial. La plata y el lujo pueden hacer excentricidades, pero nadie puede obviar la historia que tiene el Centenario o cualquier de los estadios icónicos que tienen Argentina, Paraguay y Chile”, afirmó.

En la conferencia de prensa, que se transmitió a través de la plataforma oficial de la Asociación Uruguaya de Fútbol, Domínguez agregó: “Eso es una deuda que va a tener el fútbol si no se concreta. Tenemos que ser razonables. Si nosotros no hacemos nuestra parte no podemos solo recurrir a lo sentimental. Los países tienen que estar en condiciones para ser anfitriones”.

Con Claudio Chiqui Tapia en Europa junto a las Selecciones argentinas juveniles que participan del torneo de L’Alcudia, el representante de AFA en el convite fue Rodolfo D’Onofrio, uno de los vicepresidentes de la casa. Hubo además funcionarios relacionados al Deportes de cada país, entre ellos Matías Lammens, como ministro de Deportes y Turismo de la Nación.

¿El resto? El secretario nacional del Deporte de Uruguay, Sebastián Bauzá; la ministra del Deporte de Chile, Alexandra Benado; y el de Paraguay, Diego Galeano. También el presidente de la Federación Paraguaya de Fútbol (FPF), Robert Harrison; y el de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP) de Chile, Pedro Miland.

“Para los que sentimos el fútbol como una pasión, estar acá sintiendo que podemos organizar organizar el próximo mundial es muy importante”, expresó Bauzá.

Y añadió: “Para eso tenemos que trabajar mucho. Tenemos un desafío muy grande conjuntamente con los presidentes de la Federación. Tenemos que soñar con algo que es muy importante para los cuatro países que sueñan con tener un mundial en la región (…) Tenemos mucho para trabajar. Estar juntos va a ser lo que nos va a dar la estructura para presentarnos ante la FIFA como organizadores del próximo mundial”.

Que la organización sea presentada de forma conjunta lo hace más viable a nivel económico y estructural. “Dado que hay 48 selecciones y se necesitan 14 estadios es muy oneroso plantearse a hacer una candidatura solitaria para cada país. Una candidatura conjunta hace posible que este proyecto se haga realidad”, dijo el ex presidente de la APF.

Si bien el proyecto ante la FIFA deberá presentarse de manera oficial en mayo de 2023, y dicha organización recién votará la sede del Mundial 2030 durante 2024, esta sería un paso importante para las autoridades deportivas y políticas de Sudamérica en su deseo por llevar el mundial al Sur del continente.

(Imagen: Alejandro Domínguez, en el centro y con la pelota como presidente de Conmebol, junto al resto de las partes involucradas en la candidatura conjunta de Uruguay, Argentina, Chile y Paraguay para el Mundial 2030. Foto: AUF.)

ADNbaires