Pep y el Loco no se sacaron ventajas en el duelo de “maestros”

135
Compartir

Los de Pep Guardiola ganaban en Elland Road pero gracias a un blooper los del Loco Bielsa empardaron la acción. Fue 1-1 por la cuarta jornada de la Premier League.

En Elland Road había promesa de buen fútbol y los protagonistas no defraudaron: Leeds United y Manchester City empataron 1-1 por la cuarta jornada de la Premier League en un apasionante encuentro. El duelo entre Marcelo Bielsa y Josep Guardiola quedó igualado.

Fueron más que intensos los primeros 45 minutos donde los Ciudadanos expusieron todo su repertorio. Advirtieron desde temprano con un tiro libre de De Bruyne que se estrelló en el primer palo cubierto por Meslier y dominaron la acción imponiéndose en cada duelo físico hombre a hombre. Sin embargo a los 13′ Alioski lo madrugó a Walker y casi adelanta a los Blancos de cabeza.

A la salvada en la línea de Dallas tras el intento de Ferrán le prosiguió el tanto de Raheem Sterling, quien recostado como extremo izquierdo recortó hacia el medio y clavó un roscazo raso al segundo palo con el que quebró el cero. El City no detuvo su marcha: estuvo cerca de ampliar con un testazo de Laporte y un par de remates del joven Fouden. El dueño de casa hizo pie sobre los minutos finales y estuvieron muy cerca de empardar con dos cara a cara, el primero de Dallas y el segundo de Ayling, los laterales del equipo de Bielsa. Éderson se hizo gigante y bajó la persiana de su valla.

El español Rodrigo Moreno se destapó y el Leeds rescató un punto ante el City (REUTERS/Catherine Ivill)El español Rodrigo Moreno se destapó y el Leeds rescató un punto ante el City (REUTERS/Catherine Ivill) 

En el complemento la tónica del match se modificó. Las modificaciones propuestas por Bielsa (Ian Poveda y Rodrigo Moreno) oxigenaron a su elenco y el City no tuvo el ritmo que había mostrado en la etapa inicial. Lentamente el Leeds empezó a hacerse dueño de la posesión y el español Moreno mostró su mejor actuación desde su arribo al club de Yorkshire del Oeste. En un puñado de minutos se topó con el travesaño tras un remate de zurda; luego convirtió el empate por el grosero blooper de Éderson, quien perdió el balón a la salida de un tiro de esquina; y casi pone en ventaja a los suyos con un cabezazo desviado por el arquero brasileño que terminó dando en el poste horizontal.

Será difícil evaluar la actuación del arquero del Manchester porque fue brillante para desactivar cada bomba detonada por el Leeds en su arco pero terminó incidiendo directamente en el resultado por su error.

Pese a haber bajado las revoluciones, los de Guardiola pudieron haberse quedado con el triunfo. El vertiginoso Sterling dilapidó un cara a cara con Meslier por un enganche de más y cerca del final casi cuelga la pelota del ángulo con un derechazo de media distancia. Instantes antes Moreno había desbordado como extremo derecho y con un buscapié encontró al goleador Bamford, quien conectó pero no pudo superar la defensa de Éderson.

Con este resultado el Leeds United consiguió 7 sobre 12 en sus primeras cuatro presentaciones en la Premier League. El punto positivo para los de Bielsa es que dieron la talla ante dos gigantes como Liverpool y Manchester City, protagonistas principales de la última liga inglesa y también en la Champions League (además de haber conseguido trinufos ante rivales de menor talla como Fulham y Sheffield United).

El conjunto de Guardiola todavía busca su mejor forma sabiendo que debe un partido postergado ante Aston Villa con el que puede llegar a acomodarse. El de hoy tiene que ser considerado un punto de partida tras la goleada sufrida con Leicester la semana pasada. Los de Pep cosecharon 4 unidades sobre 9 aunque cuentan con mucho potencial para luchar por el título. (Imagen: El saludo amistoso de Guardiola y Bielsa antes del partido: respeto puro (REUTERS/Paul Ellis) 

LO QUE DIJO BIELSA TRAS EL PARTIDO

Ya incorporado el Loco enfrentó los micrófonos junto a su traductor y dio sus pareceres: “Fue un partido muy difícil. El principio y final del partido fue del City. El final del primer tiempo y comienzo del segundo fue nuestro”. Desde el costado del campo de juego, tuvo una mirada periférica porque su análisis coincidió con lo que aconteció para los neutrales que lo observaron por televisión.

Al igual que contra otro gigante como Liverpool en su estreno en la Premier (derrota 4-3 en Anfield), el Leeds estuvo a la altura de las circunstancias aunque tuvo que esforzarse mucho para ello. Así lo reconoció el entrenador argentino: “Para nosotros equilibrar el partido nos pone a nuestro límite. Al comienzo del partido no se la podíamos quitar y ellos nos la quitaban a nosotros con facilidad. El juego por los costados era muy difícil y quise probar con Poveda por derecha y Hélder Costa por izquierda”.

La referencia fue a la modificación que ensayó en el entretiempo cuando incluyó de movida al extremo descendiente de colombianos Ian Carlo Poveda en reemplazo del macedonio Alioski. Su lectura fue acertada por que los Blancos mejoraron con el londinense de sangre sudamericana y en el complemento llegó a la igualdad.

Hubo una última sincera reflexión de Bielsa: “No habría sido justo si hubiéramos ganado este partido. Fue posible, pero no habría sido justo. Fue un partido donde los dos equipos trataron de ganar y esa fue la conclusión que deja”.

El andar del Leeds hasta el momento en la Premier es muy bueno. Cayó con hombría en condición de visitante ante el último campeón Liverpool de forma agónica y con un penal. Hilvanó dos triunfos consecutivos contra el Fulham (otro de los recién ascendidos) y sobre la hora en el clásico ante Sheffield United. Y ahora rescató un punto ante uno de los conjuntos más poderosos del planeta como el de Guardiola.

El traspié en la Carabao Cup contra el Hull City del ascenso británico (en tanda de penales) es el único gran lunar de la temporada 2020/2021 para los muchachos de Bielsa, que sueñan con ser uno de los animadores de la liga para así clasificarse a alguna copa internacional de cara al año siguiente.

ADNbaires