Cómo sigue la cuarentena en Provincia

84
Compartir

Lo explicó el gobernador Kicillof con cautela y pocos anuncios

Si se mantiene la reducción de casos en el AMBA, volverían la actividad en centros comerciales y los deportes colectivos al aire libre. El interior triplicó los casos en dos meses y pone en suspenso la vuelta a clases.

Aunque Buenos Aires puede mostrar un lento descenso de casos de coronavirus que acumula siete semanas, Axel Kicillof prefiere la cautela. En la próxima semana en el conurbano habría habilitación de centros comerciales y prácticas deportivas al aire libre “si se mantiene le descenso de casos” en los 35 municipios que forman parte del AMBA.

Los pasos ya anunciados que están pendientes y tienen fecha son la habilitación para que los residentes de casas de veraneo puedan ir a esos destinos desde el 1° de noviembre y el retorno –acotado y limitado- a la presencialidad escolar en un puñado de distritos del interior.

Axel Kicillof reiteró este viernes que el panorama epidemiológico continúa “en descenso” en el área metropolitana bonaerense. Se registran siete semanas con esa tendencia: en la última de agosto hubo 5.300 contagios diarios de promedio y en la que termina hoy fueron 2.800. “Una reducción del 47%”, remarcó Kicillof. También disminuyó el número de ocupación de camas UTI: de 1.200 pasaron a 896, que había el viernes. “La reducción es sustancial pero lenta. Tenemos que seguir caminando con cuidado”, pidió el gobernador.

Los casos en Provincia vienen en baja y algunos municipios del conurbano ya vienen implementando flexibilizaciones y permitiendo deportes al aire libre. Foto Cecilia ProféticoLos casos en Provincia vienen en baja y algunos municipios del conurbano ya vienen implementando flexibilizaciones y permitiendo deportes al aire libre. Foto Cecilia Profético.

Situación opuesta ocurre en la amplia pampa provincial. Pasó de 500 afectados hace dos meses a 1.400. Por eso en el interior siguen 48 distritos en fase 3; 38 en fase 4 y sólo 14 en fase 5.

En la anterior presentación del gobernador sobre el proceso de la cuarentena –el 10 de octubre-, explicó que se producirían cambios cada 15 días “sujetos a la continuidad de la baja de casos y ocupación de camas en el sistema sanitario”.

Después de eso, el 19 de octubre el jefe de Gabinete, Carlos Bianco informó sobre las habilitaciones que comenzaban a regir desde ese día: personal de casas particulares (sin uso de transporte público), gimnasios al aire libre, gastronomía en calles o veredas, salidas y encuentros sociales de hasta 10 personas y obras privadas multifamiliares en el área del AMBA.

Si el escenario de baja de contagios se mantiene, el próximo lunes permitirían la presencia de clientes en centros comerciales y los deportes colectivos al descubierto.

Ya se permite la actividad cultural en talleres y ateliers y deportes con un máximo de 10 personas en distritos del interior con baja circulación del virus.

“Si mejora continuaremos con los comercios en centros comerciales sin gastronomía, prácticas deportivas al aire libre que se anunciarían a partir del lunes”, explicó en la tarde de este viernes Kicillof.

Deberán pasar otros 10 días para que se autoricen otras actividades que permanecen restringidas como prevención de la pandemia. En la Gobernación explican que “desde el sector productivo quedan unos pocos rubros. Y las otras acciones sociales deberán esperar etapas donde el virus pueda ser controlado”, es el argumento oficial.

En proceso de evaluación quedó también el reclamado regreso a las aulas de los chicos. Es que en estos días, como en el juego de la oca, se retrocedieron varios casilleros. Estaba prevista la vuelta a alguna actividad conjunta de alumnos y docentes en 24 distritos que cumplían los protocolos establecidos por el Consejo Federal de Educación.

Pero hubo focos y contagios y tuvieron que postergarse las reaperturas. Por eso, sólo habrá actividad presencial (para estudiantes de los últimos años de primaria y secundaria) en 338 establecimientos públicos y privados de 15 distritos.

Se prevé que desde el 10 de noviembre, también vuelva la actividad a 357 escuelas de otros nueve municipios que, de acuerdo con el sistema de semáforos, están en categoría de “riesgo medio”. Pero serán encuentros sociales y de revinculación en ámbitos escolares. No clases presenciales.

El regreso a clases en Capital. En Provincia, el proceso se demora por la cantidad de casos de coronavirus. Foto Andrés D'ElíaEl regreso a clases en Capital. En Provincia, el proceso se demora por la cantidad de casos de coronavirus. Foto Andrés D’Elía.

“Muchos intendentes plantearon que prefieren esperar porque temen por los rebrotes y yo estoy de acuerdo con ellos”, dijo Kicillof. Según pudo averiguar Clarín, en los colegios de Rauch, Chascomús, Adolfo Alsina, Saavedra, Lamadrid y Chivilcoy (seis de los seleccionados) la posibilidad ya se descartó por la persistencia de casos de coronavirus

Lobos pasó de bajo a riesgo medio y quedó en suspenso hasta la próxima evaluación. Tampoco el municipio menos poblado de Buenos Aires, Tordillo, con 1,500 habitantes, retomará las clases presenciales según informó el intendente en las redes sociales. González Cháves y otros municipios resolverán con los directivos y con los agentes regionales del área educativa, en las próximas horas.

Hasta el momento, los únicos confirmados para alguna actividad de estudiantes en escuelas serían Tres Lomas (donde viven 11 mil personas), Puán (15 mil) y Alberti (8.200). Daireaux, Ameghino, Lavalle, Monte Hermoso, Salliqueló, 25 de Mayo, Nueve de Julio, Bragado, Carlos Tejedor, Guaminí y Lezama lo analizarán con los directivos escolares, según la recomendación que hizo la ministra del área, Agustina Vila. (Por Fabián Debesa para Clarín, corresponsalía de La Plata // Imagen: Si se mantiene la baja de casos, la semaña próxima reabrirán los locales de los centros comerciales del conurbano)

ADNbaires