Cristina presentó su libro en modo campaña.

Como se esperaba, lo hizo rodeada de su militancia en La Rural y pidió "un nuevo contrato social".

42
Compartir

Sin menciones a lo electoral, la ex presidenta dijo que su “gran apuesta son los jóvenes”, advirtió que en la actualidad hay más “plan sociales que antes con los ‘choripaneros’, y elogió la economía de Trump.

En la sala Jorge Luis Borges de la Feria del Libro, tras meses de silencio y a 40 días del cierre de listas, Cristina Fernández de Kirchner presentó su libro Sinceramente.

En tono de campaña, y sin menciones a lo electoral, la ex presidenta criticó al Gobierno y pidió un “nuevo contrato social”.

En un discurso que duró casi 40 minutos, CFK dijo que el Gobierno “hoy tiene casi medio millón de planes sociales, casi el doble de los que tenía el gobierno de los ‘choriplaneros​'”,en referencia irónica a su gestión.

CFK se refirió directamente a la propuesta de los 10 puntos del Gobierno ​para generar “gobernabilidad”: “Necesitamos un contrato social de ciudadanía responsable”.

La ex mandataria elogió la economía deDonald Trump: “Sería bueno que algunos que viajan tanto allá y escuchan tanto, imiten lo que hacen allá (en Estados Unidos)”.

Y también: “Yo no creo en los neutrales, para neutrales están los Suizos. Nunca lo fui ni lo voy a ser”.

“El libro se iba a llamar ‘Néstor y yo'”
Apenas minutos después de las 20, Cristina arrancó: “Empezar por lo que normalmente está al final de los libros, los agradecimientos. A las autoridades de la Feria del Libro, que es la primera vez que la preside una mujer. Quiero agradecer a los miles y miles que han comprado el libro en momentos difíciles, juntando monedita por monedita. Y le quiero agradecer a Alberto Fernández la idea de escribir el libro”.

Siguió: “Debo confesar que la experiencia de escribir un libro es impresionante. El libro te da la posibilidad de la palabra perfecta porque es como que lo mirás, lo corregís, lo pensás, lo volvés a escribir. Y en un momento el libro se independizó de mí, de quien lo escribe. Originalmente el libro se iba a llamar ‘Néstor y yo’. Yo le agregué mis hijos también”.

Entre el cántico “Vamos a volver”, la charla arrancó en una  sala habilitada para mil personas. Sólo pudieron ingresar quienes recibieron la invitación que la editorial Sudamericana cursó en base al listado armado por el Instituto Patria. La medida, que sembró críticas, fue explicada como una mera “cuestión operativa” por el kirchnerismo, para evitar desmanes.

Añadió sobre la situación económica del país: “Son momentos difíciles, muy difíciles. Yo registro distintas crisis que las cuento en el libro. En el 75, el Rodrigazo. La dictadura, el retorno a la democracia, la hiperinflación, antes el Bonex”.

“Quiero que este libro les sirva a los argentinos para debatir. No es la verdad sacrosanta. No es el Talmud, no es la Biblia ni el Corán”.​

El discurso se dio frente a un reducto de dirigentes políticos invitados pero miles de militantes movilizados en la calle, y con el Gobierno atento a las palabras de quien hoy se perfila como su principal contrincante en las urnas.

La primera fila estaba reservada para los actores Leo Sbaraglia, Nancy Duplaá, Pablo Echarri y Cecilia Roth, los activistas por los derechos humanos Adolfo Pérez Esquivel, Estela de Carlotto y Lita Boitano, el músico León Gieco y un único dirigente político: Alberto Fernández, quien en la actualidad opera como el principal armador de CFK.

Entre los presentes estuvieron Raúl Zaffaroni; Roberto Baradel (Suteba); Fernando Grey, titular del PJ bonaerense; José Luis Gioja, presidente del partido a nivel nacional; Víctor Santa María, líder de los porteros y del PJ porteño; el diputado Daniel Filmus; el abogado Gregorio Dalbón y la diputada Victoria Donda y el jefe de la bancada del Frente para la Victoria en la Cámara de Diputados, Agustín Rossi.

Cristina Kirchner en la presentación de “Sinceramente”
Horas antes de comenzar la presentación, en el entorno de la ex presidenta aseguraban que CFK va a hablar “exclusivamente del libro”, aunque todo esta dado para que sea un acto político, lo que efectivamente ocurrió.

Cristina Kirchner subió al escenario acompañada por la presidenta de la Fundación El Libro, María Teresa Carbano, y el director en Argentina de Pengüin Random House Grupo Editorial, Juan Ignacio Boid, quienes la presentaron y dijeron unas palabras previas.

Al finalizar su discurso, CFK salió a las puertas del predio de CFK para saludar a la militancia.

Minutos antes, entre los cánticos de la miltancia, CFK les dijo entre risas: “Ustedes son incorregibles”. Fue, claro, un parafraseo irónico de Jorge Luis Borges.

ADNbaires