El alerta que lanzaron Bill y Melinda Gates

Es sobre lo que está ocurriendo con la vacunación del COVID-19 en el mundo.

18
Compartir

En la carta anual de su reconocida fundación filantrópica, ambos advirtieron que mientras haya grandes franjas del mundo que no puedan vacunarse será imposible controlar la pandemia. “Todo depende de que el mundo se una”, señalaron.

El filántropo multimillonario Bill Gates esbozó un ambicioso plan para detener la próxima pandemia, en el que pide un sistema de alerta mundial, testeos masivas, un cuadro de 3.000 especialistas en primeros auxilios listos para entrar en acción y decenas de miles de millones de dólares de gasto anual.

“Para evitar que las dificultades de este último año se repitan, la preparación para la pandemia debe tomarse tan en serio como nos tomamos la amenaza de la guerra”, escribió Gates en una carta anual de la Fundación Bill y Melinda Gates divulgada este miércoles. “El mundo no estaba preparado para la pandemia de covid-19. Creo que la próxima vez será diferente”.

Bill y Melinda , que supervisan la fundación con sede en Seattle, han puesto su mirada en la próxima crisis, mientras el mundo lucha por frenar un patógeno que ha infectado a más de 100 millones de personas. Los países -principalmente los ricos- están acelerando el suministro de vacunas en una carrera por ponerse al día con el virus.

Para cuando llegue la próxima pandemia, Gates dijo que espera ver “plataformas de mega-diagnóstico, que podrían analizar hasta el 20% de la población mundial cada semana”. Y señaló que el coste global para defender el mundo parece enorme, aunque no se compara con el costo estimado de 28 billones de dólares por la crisis del COVID-19. “El mundo necesita gastar billones para ahorrar trillones”, afirmó.

El éxito de las vacunas de ARN mensajero en la lucha contra el COVID-19 debería allanar el camino para enormes avances en los próximos cinco años en el desarrollo de nuevas vacunas, dijo. La tecnología tiene potencial para ayudar algún día a superar enfermedades como el VIH, la tuberculosis y la malaria. La Fundación Gates ha invertido 1.750 millones de dólares en la lucha contra el COVID-19, según su carta.

Una de las preocupaciones más importantes es la amenaza de la “desigualdad inmunitaria”, donde sólo los ricos tienen acceso a las vacunas, escribió Melinda Gates.

“Hasta que las vacunas lleguen a todo el mundo, seguirán apareciendo nuevos grupos de enfermedades. Esos grupos crecerán y se extenderán. Las escuelas y las oficinas volverán a cerrarse. El ciclo de la desigualdad continuará”, advirtió en la carta que está firmada por ambos.

Bill y Melinda Gates advirtieron que mientras haya grandes franjas del mundo que no puedan vacunarse será imposible controlar la pandemia. “Desde el comienzo de la pandemia, hemos instado a las naciones ricas a recordar que el COVID-19 en cualquier lugar es una amenaza en todas partes”, remarcó Melinda Gates en la carta. “Todo depende de que el mundo se una para garantizar que los logros científicos de 2020 salven tantas vidas como sea posible en 2021”, afirmó.

Bill Gates también pidió la creación de un “sistema de alerta global” para detectar los brotes de enfermedades tan pronto como se produzcan, así como el uso de “juegos de gérmenes” para ayudar a formar a los científicos que respondan primero.

Melinda Gates dijo en una entrevista el año pasado que el coronavirus anuló en cuestión de semanas los avances mundiales en educación, erradicación de la pobreza, vacunación y salud materno-infantil.

Ahora la pareja dice ser “optimista de que el final del principio está cerca”, y que las nuevas pruebas, tratamientos y vacunas “pronto empezarán a doblar la curva a lo grande”.

“Aunque sea difícil de imaginar ahora mismo, mientras tantas personas siguen sufriendo el COVID-19, esta pandemia llegará a su fin algún día. Cuando llegue ese momento, será un testimonio de los notables líderes que han surgido durante el último año para dirigirnos a través de esta crisis”, escribieron.

Y agregaron: “Cuando decimos líderes, no sólo nos referimos a los responsables políticos y a los funcionarios elegidos que están a cargo de la respuesta oficial del gobierno. También nos referimos al personal sanitario que está soportando un trauma inimaginable en primera línea. A los profesores, padres y asistentes que van más allá para asegurarse de que los niños no se queden atrás en la escuela. Los científicos e investigadores que trabajan sin descanso para detener este virus. Incluso los vecinos que están cocinando comidas adicionales para asegurarse de que nadie en su comunidad pase hambre”.

“Su liderazgo nos hará superar esta pandemia, y les debemos recuperarnos de forma que seamos más fuertes y estemos más preparados para el siguiente reto. En el último año, una amenaza global afectó a casi todos los habitantes del planeta. Para el próximo año, esperamos que una respuesta equitativa y eficaz al COVID-19 haya llegado también a todo el mundo. Esperamos que usted y sus seres queridos se mantengan seguros y saludables en estos tiempos difíciles”, concluye la carta, con las firmas de Bill y Melinda Gates. (Imagen: El co-fundador de Microsoft y filántropo Bill Gates, participa junto con su mujer Melinda Gates, copresidenta junto con él de la Fundación Bill y Melinda Gates, durante una mesa redonda (EFE/LAURENT GILLIERON)

ADNbaires