Los jueces desplazados reclaman en la Corte

Casación les ordenó que vuelvan a sus tribunales originales // La Coalición Cívica lo denunciará antes la Justicia.

49
Compartir

Quieren se les diga dónde deben ir a trabajar, y piden una licencia especial.

Los jueces Leopoldo Bruglia, Pablo Bertuzzi y Germán Castelli se presentaron hoy ante la Corte Suprema y le pidieron que intervenga y les diga dónde deben ir a trabajar. Bruglia y Bertuzzi le solicitaron además al máximo tribunal una “licencia de carácter extraordinaria” hasta que la Corte les conteste.

Hoy, tres decretos de Alberto Fernández dejaron sin efecto otros tres que había firmado Mauricio Macri trasladando a Bruglia y Bertuzzi a la Cámara Federal porteña y a Castelli, al Tribunal Oral Federal 7.

Los tres jueces cuestionaron, por ahora sin éxito, los trámites promovidos por el kirchnerismo para devolverlos a sus cargos anteriores. Hoy, volvieron a la Corte, que hasta ahora evitó pronunciarse, buscando una definición “de superintendencia”, de gobierno, que, en paralelo con esas causas judiciales, les conteste qué deben hacer.

Bruglia y Bertuzzi presentaron un escrito en el que afirmaron que están frente a “un conflicto normativo” que no pueden “soslayar”. Para ellos, el decreto de Macri sigue vigente porque solo una decisión judicial podría dejarlo sin efecto. Pero hoy Fernández dictó un nuevo decreto que lo obliga a dejar los cargo que -dicen- ostentan “en forma legal y avalados por esta Corte”.

“Les solicitamos tengan a bien establecer los lineamientos en cuanto a todo lo relacionado a la actividad jurisdiccional que debemos desempeñar a partir de la fecha -dijeron los camaristas-. Ello a fin de evitar graves consecuencias que pongan en riesgo la vulneración de garantías constitucionales que hacen a la seguridad jurídica que debe regir en todo Estado de Derecho y asimismo, la independencia y estabilidad en sus cargos de la que gozan todos los jueces.”

La Cámara Federal, con dos jueces
Mientras tanto, no volvieron a la Cámara Federal. Ese tribunal, que debería estar conformado por seis jueces, sumaba cuatro con ellos dos. Ahora, funcionará con solo dos, Martín Irurzun y Mariano Llorens. Fuentes del tribunal dijeron a LA NACION que Bruglia y Bertuzzi, mientras dure esta situación, no firmarán nada más y la Cámara no recurrirá al nombramiento de un subrogante permanente. En todo caso, si necesitan un juez que desempate, Irurzun y Llorens convocarán a un camarista del fuero penal económico, que es lo que prevé el régimen de subrogancias.

Solicito se sirva establecer en qué lugar el suscripto debe prestarfunciones jurisdiccionales en su carácter de juez federal
Germán Castelli

En cuanto a Castelli, él presentó “una consulta” a la Corte en tanto “cabeza del Poder Judicial”. “Se encuentran en trámite numerosos expedientes del tribunal donde cumplo actualmente funciones, que requieren una solución urgente”, afirmó. Y detalló una causa, por un homicidio, en la que mañana debería dar a conocer los fundamentos del veredicto.

Los jueces desplazados esperan una respuesta de la Corte, en tanto cabeza del Poder Judicial, en paralelo con los planteos judiciales que promovieron y siguen en trámite Fuente: Archivo

“Solicito se sirva establecer en qué lugar el suscripto debe prestar funciones jurisdiccionales en su carácter de juez federal”, le pidió Castelli a la Corte.

Previendo que la Corte le ordene resolver la cuestión con la Cámara Federal de Casación, que tiene la “superintendencia” sobre los tribunales orales, Castelli dijo a la Corte que considera que la urgencia y gravedad del caso ameritan una intervención “directa” del máximo tribunal.

Mientras tanto, las autoridades de la Cámara Federal de Casación se reunieron vía Zoom para decidir los pasos a seguir. Esta mañana recibieron una nota del presidente del Consejo de la Magistratura, Alberto Lugones, que les acompañaba los decretos del Presidente para que la Casación haga lo que “estime corresponder”.

CASACIÓN

El Tribunal de Superintendencia de la Casación, formado por la presidenta de la Cámara, Angela Ledesma, y por los presidentes de las cuatro salas, decidió “hacer cesar las subrogancias” de los jueces que habían reemplazado a Bruglia, Bertuzzi y Castelli después de que Macri los trasladó. La decisión fue por tres votos contra dos. Ledesma, Mariano Borinsky y Ana María Figueroa votaron por poner fin a las suplencias. Guillermo Yacobucci y Eduardo Riggi votaron por limitarse a “elevar” la situación a la Corte. Si hicieron cesar las suborgancias es porque consideran que Bruglia, Bertuzzi y Castelli deben volver a sus cargos anteriores, tal como dispuso Alberto Fernández.

El tribunal advierte sin embargo que los subrogantes deberán terminar con los juicios en trámite.

Esta decisión de Casación -analizaban en los tribunales- le quita presión a la Corte, de quien los camaristas esperaban una respuesta que pusiera fin a lo que entendían como una situación de incertidumbre. (Por Paz Rodríguez Niell para La Nación)

LA COALICIÓN CIVICA LO DENUNCIARÁ EN LA JUSTICIA

Luego de que el presidente de la Nación Alberto Fernández confirmara a través de un decreto que los integrantes de la Cámara Federal porteña Leopoldo Bruglia y hablo Bertuzzi deben volver a sus tribunales orales federales originales y que el juez de Tribunal Oral Germán Castelli debe regresar a un Tribunal Oral Federal de La Plata, los diputados de la Coalición Cívica aunciaron que denunciarán el hecho al que consideran “un avasallamiento al Poder Judicial que altera el orden constitucional”.

 

La denuncia que el espac(Franco Fafasuli)

(Franco Fafasuli)

io liderado por Elisa Carrió presentará ante el juez Sebastián Casanello, a la que tuvo acceso Infobae señala, que “…cabe mencionar que el Poder Ejecutivo nacional y un conjunto de senadores de la nación, junto a la Vicepresidenta de la Nación en su carácter de presidenta de dicho cuerpo, realizaron un procedimiento manifiestamente ilegal que culminó con el desplazamiento de tres jueces federales, evidenciando una remoción ‘encubierta’”.

La denuncia agrega: “Ahora bien, ¿cuáles son las razones por las que dicho procedimiento resulta ilegal y, por lo tanto, configura un avasallamiento institucional? A continuación abordaremos brevemente dichos argumentos en virtud de los cuales, a nuestro entender, los jueces Bertuzzi, Bruglia y Castelli no requieren de un nuevo acuerdo del Senado para continuar en sus cargos por lo que su desplazamiento resulta ilegal. En primer lugar, cabe recordar que la Corte Suprema de Justicia de la Nación se expresó respecto a la situación de los traslados de magistrados mediante las acordadas N° 4/2018 y 7/2018, donde distinguió aquellos casos en los que efectivamente se requiere un nuevo acuerdo del Senado de aquellos en donde dicho procedimiento no es necesario. Y, como se verá, de dichas acordadas surge con total claridad que en los casos de los traslados de los doctores Bertuzzi, Bruglia y Castelli no resulta adecuado iniciar un nuevo procedimiento de designación”.

Luego del desplazamiento los tres jueces pidieron una licencia extraordinaria hasta que la Corte Suprema de Justicia de la Nación resuelva la situación de cada uno de ellos.

Los diputados de la Coalición Cívica consideran que los traslados fueron avalados por la Corte Suprema de Justicia de la Nación durante el gobierno anterior que los hizo. “Por lo tanto -dice la denuncia-, teniendo en cuenta que los casos de los doctores Bertuzzi, Bruglia y Castelli se trataron de traslados de magistrados federales para desempeñar funciones de la misma jerarquía dentro de la jurisdicción federal, resulta evidente que, tal como expresamente estableció la Corte Federal en la acordada citada, no es necesario llevar a cabo un nuevo procedimiento de designación, tal como erróneamente se pretende a través de los mensajes 60 y 58 del Poder Ejecutivo nacional”.

En la ampliación de la denuncia también cuestionan el procedimiento realizado por el Senado de la Nación, presidido por Cristina Kirchner, para revisar los traslados de los tres jueces ya que, según explican “fueron designados en sus cargos actuales mediante decretos que se encuentran firmes y consentidos”.

Los legisladores concluyeron que “teniendo en cuenta lo establecido por la acordada 7/2018 de la Corte Suprema y las garantías consagradas en nuestra Constitución Federal, resulta evidente que los doctores Bertuzzi, Bruglia y Castelli no requieren de un nuevo procedimiento de designación, por lo que deben permanecer en sus cargos mientras dure su buena conducta, sin ningún tipo de interferencia por parte de los otros poderes del Estado; y, eventualmente, solo podrán ser removidos mediante el procedimiento de enjuiciamiento de magistrados. De lo descripto precedentemente surge con claridad que el procedimiento iniciado por el Consejo de la Magistratura de la Nación, el Poder Ejecutivo nacional, la Vicepresidenta de la Nación y un conjunto de senadores es manifiestamente ilegal. Consecuentemente, dichos acontecimientos afectan la independencia del Poder Judicial de la nación y, por lo tanto, la forma republicana de gobierno contemplada en la Constitución Nacional. Dicho en otros términos: configura un avasallamiento al Poder Judicial que altera el orden constitucional”.

Los diputados hicieron un racconto de las intervenciones de los tres jueces en casos de corrupción en los que estuvieron involucrados ex funcionarios del kirchnerismo, entre ellos Cristina Kirchner, y explicaron: “En conclusión, pareciera evidente que, en rigor, lo que se pretende es remover a aquellos magistrados que dictan sentencias contrarias a los deseos de Cristina Fernández de Kirchner, con el objetivo de garantizar su impunidad”. (Fuente Infobae)

ADNbaires