OPINION#Preocupa a la OPS el pico de contagios en Argentina

119
Compartir

“Un país que al principio había contenido la pandemia”, dijeron desde el organismo de salud. 

Equiparó el pico de contagios local con el de Colombia y llamó a los países de América latina a no restar esfuerzos en la lucha contra otras enfermedades importantes.

Como hacía un repaso general de la situación del coronavirus en América latina, nadie se lo esperaba, pero Carissa Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) fue enfática y nombró dos países con cifras de contagios que en estos días llaman la atención: “Estamos viendo picos preocupantes en lugares que habían logrado contener sus epidemias desde el principio, como Colombia y Argentina”.

El comentario se enmarcó en una advertencia global sobre las consecuencias que para la OPS está dejando la pandemia en la región, en una reunión informativa virtual realizada este martes. En ese marco, dijo Etienne, la pandemia está “restando” esfuerzos en la lucha contra otras enfermedades infecciosas que tienen gran peso en la población de América latina, al punto de estar “subiendo la tasa de mortalidad en la región”.

Fue solo en la primera parte de su discurso cuando se enfocó en las cifras del coronavirus. Enfatizó los números de fallecidos e infectados en Estados Unidos y Brasil y, si bien remarcó que el primero nuclea más o menos la mitad de las infecciones diarias que se ven en América (“unas 100.000 por jornada”), subrayó que “de todos modos preocupan los picos en otros lugares”, precisamente, Argentina y Colombia. Finalmente sumó otros ejemplos de “mal desempeño”, esta vez en el Caribe: Belice y República Dominicana.

En la reunión participaron otros referentes de la OPS, como el doctor Sylvain Aldighieri, que diferenció las “fortalezas” del sistema sanitario argentino en el abordaje de la pandemia: “Quisiera destacar la importancia de tener una vigilancia epidemiológica fuerte, fortalecida durante el brote y en los monitoreos. Argentina está notificando a través del canal internacional con todas las precisiones de reporte por caso. Quisiera destacar también la expansión de la red de laboratorios y la experiencia de rastreo de contagios en poblaciones marginales. Son aspectos que han sido compartidos con otros países como Sudáfrica”.

En cuanto a la proliferación de contagios, agregó que “Argentina enfrenta los mismos desafíos que varios países de su región, teniendo un mosaico poblacional y con el desafío de encontrar un balance para asegurar medidas de salud pública con reiniciar intercambios económicos”.

Luego Etienne alertó también por el descuido actual de “las otras enfermedades importantes de América”, que podría generar efectos irreversibles en la región. “El coronavirus no es la única amenaza a la salud de la gente: la pandemia está irrumpiendo en la posibilidad de controlar otras enfermedades contra las cuales estuvimos luchando por décadas”, apuntó.

VIH, tuberculosis, dengue y malaria (entre otras infecciosas tropicales), estuvieron en el centro del enfático discurso de Etienne, que aclaró que “los países de la OPS se habían comprometido en octubre a pasado a luchar contra 30 enfermedades para 2030, pero la posibilidad de cumplir esa meta está bajo amenaza por la irrupción del Covid en los sistemas sanitarios”.

En ese sentido, subrayó especialmente su preocupación por el abordaje de la tuberculosis, dado que “el 80% de América latina reporta desafíos en relación a esa enfermedad”. Así, “una situación manejable, se podría volver rápidamente inmanejable”.

El principal problema es de disponibilidad de recursos en medio de la pandemia, explicó, y dio dos ejemplos claros. Por un lado, la medicación retroviral para enfermos de VIH-Sida. Por otro, el hecho de que “un tercio de los países de América latina experimenten interrupciones en la detección de casos de hepatitis”.

A esto se suman “las enfermedades diseminadas por mosquitos: en los primeros meses de 2020, América tuvo un 139% de aumento de casos de dengue, respecto de 2019. Pensamos que por estar encerrados, tenemos menos chances de contagiarnos, pero los mosquitos circulan y sin testeos (en especial en materia de malaria, dijo), un caso tratable podría derivar en una muerte”.

Etienne instó a los países a no interrumpir los programas de tratamiento y las campañas de prevención en relación con esas enfermedades durante la pandemia, ya que las “herramientas y la información que la gente necesita para protegerse de infecciones como VIH, tuberculosis, malaria, enfermedades tropicales desatendidas y otras prevenibles por vacuna” son esenciales.

Si los países “hacen el esfuerzo”, evaluó, especialmente en la protección adecuada de los trabajadores de la salud (“los que están en la línea frontal en este momento”), “la buena noticia es que no es tarde” para tomar acciones.

En síntesis, dijo, “los países no pueden demorar la lucha contra el coronavirus, pero tampoco podemos dejar que el Covid-19 nos demore a la hora de completar nuestra agenda incompleta para dominar las otras enfermedades infecciosas”. (Imagen: Carissa Etienne, directora de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) alertó sobre el pico que casos de coronavirus que atraviesan Argentina y Colomibia. /AFP)

ADNbaires