Validaron las escuchas en el caso Maldonado.

445
Compartir

La Cámara Federal validó las escuchas a familiares y amigos del artesano. El juez del caso Gustavo Lleral había pedido que se destruyan. Para la Cámara las intervenciones están justificadas y sirven como prueba.

La Cámara Federal de Apelaciones de Comodoro Rivadavia revocó la decisión del juez federal Gustavo Lleral de destruir las grabaciones obtenidas mediante intervención telefónica, tras una orden del juez federal Guido Otranto, a familiares, amigos y conocidos de Santiago Maldonado entre agosto y septiembre de 2017. Con esto quedan avalados los contenidos en los que aparecen detalles de cómo se fueron elaborando, por parte de los mapuches e integrantes de fuerzas políticas, dudosos argumentos y pruebas que pudieran propiciar una causa de Desaparición Forzada.

Los jueces consideraron que la acción del juez Otranto estuvo justificada por las singulares condiciones en que se desarrollaba la investigación acerca del paradero del joven. Los magistrados subrayaron incluso que el juez Lleral hizo una “evaluación descontextualizada de los antecedentes de la causa” al determinar la nulidad y destrucción de las conversaciones.

Los integrantes del Tribunal –compuesto por los doctores Javier Leal de Ibarra, Aldo Suárez y Hebe L. Corchuelo de Huberman– entendieron que frente al figura del Habeas Corpus (impulsado con el propósito de encontrar al artesano), el juez Otranto evaluó de manera correcta que existían testimonios contradictorios y probablemente falsos que involucraban a un grupo cercano a Maldonado. Por lo que la opción de intervenir aquellas líneas tenían como sentido final hallar al joven, cuya vida podía estar aun en peligro, antes que atentar contra la privacidad de las personas, incluida la de su hermano Sergio Maldonado.

Aunque la querella todavía puede apelar, el documento de los magistrados establece de manera contundente que el contenido de los diálogos pueden resultar de utilidad para comprender las circunstancias de la desaparición y muerte del artesano. Maldonado fue visto por última vez con vida el 1 de agosto de 2017 en el predio tomado de Cushamen, Chubut, por una comunidad mapuche radicalizada y que aun lidera desde la prisión domiciliaria el lonko Facundo Jones Huala.

ADNbaires