“Gobiernan sin escuchar, con una visión paternalista y autoritaria del Estado”.

118
Compartir

El senador de la UCR y vicepresidente de la comisión de Legislación General, Leandro Blanco, señaló debe haber “una decisión política del oficialismo” para que haya sesiones regularmente.

La grieta definitivamente está más abierta que nunca en la Legislatura bonaerense y el Senado provincial es la prueba irrefutable de esas diferencias entre las dos coaliciones más populosas, el Frente de Todos y Juntos por el Cambio. Esta fractura se acentuó mucho más en las últimas semanas con las internas por las presidencias de las dos comisiones que aún están acéfalas en la Cámara alta.

Sobre este escenario, el senador de Juntos por el Cambio por la Cuarta, Leandro Blanco, fue muy duro con la gestión del gobierno provincial y señaló que si no hay sesiones de manera regular en la Cámara alta es por “una decisión política” del frente gobernante. El reclamo llegó después de la convocatoria de este jueves.

“El Senado tiene un funcionamiento intermitente, hemos presentado una gran cantidad de proyectos con un sentido muy propositivo para el manejo de esta situación de la pandemia pero por otro lado, a pesar de haber modificado el reglamento para que funcionen las sesiones y comisiones de manera virtual, aún no tenemos la constitución de dos de las comisiones principales y estamos sesionando muy poco. Por eso, voy a hacer un pedido formal a las autoridades para que se constituya la de Legislación General porque frena la función propia del trabajo legislativo”, dijo Blanco a Diputados Bonaerenses.

El senador de la Unión Cívica Radical es el vicepresidente de Legislación General en la Cámara baja y aún está a la espera de que el bloque peronista a cargo de Gervasio Bozzano resuelva sus internas y designe a quien comandará la comisión por la que pasan todos los proyectos de ley, resolución, declaraciones y pedidos de informe.

“Si no hay sesiones es por una decisión política del Gobierno de la Provincia que no admite aportes, miradas o propuestas que ofrezcan matices, gobiernan sin escuchar y con una visión muy paternalista y autoritaria del estado poniendo a los que opinan distinto en un lugar de enemigos y esto deteriora la convivencia democrática y degrada el dialogo político”, disparó el legislador.

En este sentido, Blanco siguió la misma línea que sus pares de la Coalición Cívica y en especial de su compañero de banca, el bahiense Andrés De Leo, al manifestar que el gobernador bonaerense Axel Kicillof debería escuchar a la oposición y aceptar sugerencias de cambio en el manejo de la crisis pandémica.

“Creo que es importante que el Gobernador salga de su microclima, que escuche otras opiniones, que recurra al saber científico y técnico en distintas áreas y que tenga otro diálogo político con la oposición que permita encontrar acuerdos sólidos en la Legislatura porque, en definitiva, no es el futuro de su Gobierno el que está en juego sino el de todos los bonaerenses”, subrayó.

En la previa de una nueva sesión tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado, probablemente los reclamos y reproches desde la bancada amarilla no pasen desapercibidos.

“Siempre estamos dispuestos a dialogar y la Legislatura es el ámbito natural para la búsqueda de acuerdos, el debate y el intercambio de ideas. Esta emergencia de ninguna manera quiere decir supresión de la democracia, hay que evitar que se sigan concentrando los liderazgos porque eso lleva a que se tomen decisiones discrecionales y arbitrarias, las instituciones son garantía de transparencia, control y equilibrio. Por eso sostenemos que es importante el funcionamiento de los tres Poderes, aprobamos el cambio de reglamento justamente para estas circunstancias”, detalló.

Blanco fue más allá y remarcó el reclamo de la oposición desde el primer día de realizar mayor cantidad de testeos en la población y de dejar atrás la cuarentena estricta para pensar de lleno en la reactivación económica.

“Es importante ampliar la mirada, el radicalismo presentó una propuesta de 20 puntos para salir del aislamiento porque de esto salimos todos juntos y es necesario implementar una cuarentena inteligente pero el Gobierno solo ofrece cuarentena y miedo, hay una ausencia total de testeos y asilamiento de sospechosos para volver a vivir en una realidad más sustentable. Hay que analizar otros factores y, en ese sentido, también lo económico y social”, enfatizó.

Evaluando la posibilidad de la presentación de un proyecto de ley destinado a cobrar un gravamen extraordinario para las grandes fortunas, algo que está en carpeta de algunos senadores y diputados del Frente de Todos, Blanco señaló que sería insuficiente y marcó que “toda medida parcial no va a llevar a buenos resultados, es necesaria una convocatoria amplia porque una medida así no va a solucionar esta cuestión”.

“Como casi ya no hay mercado, hay que discutir el rol del Estado. Así como se convocó a especialistas en salud, hay que llamar especialistas en materia económica y de producción para definir las medidas de coyuntura y cómo salir de la crisis porque es preocupante la situación del autónomo, de las pymes, del comerciante; tenemos que ver cómo preservar el aparato productivo porque hay que cuidar el empleo y para eso a las empresas”, concluyó.

ADNbaires