ISRAEL: Alberto Fernández con líderes mundiales.

El Presidente extenderá su viaje a Italia, España y Francia para fortalecer su negociación con el FMI.

86
Compartir

Primer viaje oficial del Presidente y fue inevitable que le pregunten por la deuda argentina, y, de paso, buscará apoyo por esa cuestión de Estado. 

Estuvo en la cena para 30 mandatarios que organizó el presidente israelí Reuven Rivlin. Macron y el rey de España lo consultaron por la deuda. El Presidente busca apoyo de países europeos para la negociación con el FMI.

Alberto Fernández inició este miércoles en Israel su primera gira internacional como Presidente. El jefe de Estado permanecerá en Jerusalén hasta el viernes en el marco del foro organizado por el Día Internacional de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto, a 75 años de la liberación de Auschwitz.

El mandatario, que arribó al aeropuerto de Tel Aviv a las 13.50 (hora local) por luego de una escala de tres horas en Roma, participó por la tarde- noche de un recepción de honor y de un cena para los cerca de 30 mandatarios extranjeros invitados en la residencia presidencial.

Solo acompañado por un traductor oficial, Fernández saludó al anfitrión, el presidente israelí Reuven Rivlin y al primer ministro Benjamin Netanyahu, dos referentes del partido conservador Likud con quienes mantendrá reuniones bilaterales el viernes “a agenda abierta” antes de emprender el regreso a Buenos Aires. El Presidente y el primer ministro harán una declaración conjunta a la prensa.

El nombre de Alberto Nisman, el memorándum de entendimiento con Irán y la relación con Hezbollah, que ocuparon espacio en la agenda política doméstica en las últimas semanas y atravesaron en años pasados la relación con Israel, no formaron parte de las conversaciones informales que el Presidente mantuvo con las autoridades locales. Fuentes de Presidencia consignaron que nunca se analizó descongelar los activos financieros atribuidos a la organización chiíta .

Durante la recepción, Fernández conversó con el rey de España Felipe VI y con el presidente francés Emmanuel Macron. Con ambos volverá a verse dentro de dos semanas, el 4 y 5 de febrero respectivamente, en el marco de su gira europea, que comenzará en el Vaticano cuando visite al Papa y seguirá en Roma, donde el 3 verá a su par italiano, Sergio Mattarella, y al primer ministro Giuseppe Conte. En Madrid también se reunirá con el presidente del Gobierno español Pedro Sánchez.

Alberto Fernández, de viaje en Israel, junto a Axel Kicillof.Alberto Fernández, de viaje en Israel, junto a Axel Kicillof.

Macron y Felipe VI le preguntaron por la negociación con el FMI. No fueron los únicos. Fernández busca el apoyo de Europa en el board del organismo de crédito multilateral. Para abonar ese argumento, en la delegación argentina recuerdan las objeciones de la Unión Europea al préstamo que otorgó el Fondo a la administración de Mauricio Macri. En ese sentido, en el Gobierno no descartan aún una visita a Alemania para cosechar el apoyo de la canciller alemana Angela Merkel, ausente en Jerusalén. Quien sí participa de los homenajes es el presidente germano Frank-Walter Steinmeier.

Fernández pretende que, cuando se reúna con los mandatarios europeos, ya esté prácticamente aprobada en el Congreso el proyecto para renegociar la deuda, que presentó Martín Guzmán este martes. En ese marco, el ministro de Economía emprenderá un viaje a Nueva York en los próximos días.

Durante la recepción oficial, el jefe de Estado argentino también dialogó con el principal candidato opositor israelí, el ex jefe del ejército Benny Gantz; con el rey Guillermo Alejandro, de los Países Bajos; y con el presidente de Austria, Alexander Van der Bellen, que sentó a su lado.

Fernández participará este jueves de las principales actividades del Foro. A las 11.45 partirá al museo Yad Vashem, donde habrá una recepción exclusiva para los jefes de Estado invitados. Luego del acto central, colocará una ofrenda floral. En el mismo sitio podría tomarse una fotografía con el presidente ruso Vladimir Putin, un gesto de alto voltaje en materia de política exterior.

Por la noche, en el hotel King David donde se hospeda -junto a buena parte de los presidentes invitados, recibirá a referentes de Memoria, que agrupa a familiares y amigos de desaparecidos durante la última dictadura (Ver aparte).

En una ciudad blindada por la seguridad, Fernández mantuvo contacto telefónico con la vice y presidenta en ejercicio Cristina Kirchner. La titular del Senado viajará a Cuba cuando el Presidente regrese a Buenos Aires. Fuentes oficiales destacaron que el Presidente no se preocupó por el alza del riesgo país y la caída de los bonos de las empresas argentinas. “Están tensionando en el medio de una negociación, no hay que asustarse”, afirmaron.

Añaden que el Presidente es optimista sobre el reperfilamiento de la deuda de la Provincia. El gobernador Axel Kicillof -que integra la reducida comitiva- aprovechó la tarde para visitar el centro de innovación Simón Peres junto al secretario de Asuntos Estratégicos Gustavo Beliz. Con la excepción del canciller Felipe Solá; el resto de la delegación -la primera dama Fabiola Yañez, el diputado Eduardo Valdés y secretario de Comunicación y vocero presidencial Juan Pablo Biondi- aprovecharon para cenar en la terraza del centro comercial Manila de esta ciudad histórica. También se sumaron Beliz y Kicillof. El Presidente llegó para la sobremesa.

Alberto Fernández 
✔@alferdez
 
 
Estoy en Jerusalén para conmemorar los 75 años de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau, donde fue asesinada Eva Heyman cuando tenía 13 años. Los invito a seguir a eva.stories en Instagram para conocer su historia. https://instagram.com/eva.stories?igshid=zvao43xzj4bp …

#WHF2020JLM

 
5.276
14:26 – 22 ene. 2020
Información y privacidad de Twitter Ads
 
1.594 personas están hablando de esto

Fernández no hizo declaraciones a la prensa aún, pero publicó un posteo en Twitter sobre el motivo de su visita a Israel. “Estoy en Jerusalén para conmemorar los 75 años de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau, donde fue asesinada Eva Heyman cuando tenía 13 años”, escribió e incluyó un link a una cuenta de Instagram que recrea las publicaciones que hubiera tenido la joven escritora húngara, víctima del Holocausto, si hubiera tenido acceso a esa red social. (Por Guido Carelli Lynch, enviado especial de Clarín a Israel // Foto: Alberto Fernández fue recibido por la embajadora israelí en Argentina, Galit Ronen).

EXTENDERÁ SU VIAJE

Después de coronar su audiencia oficial con Francisco en el Vaticano, Alberto Fernández visitará a tres jefes de Estado europeos y a un rey en funciones para explicar la posición negociadora de la Argentina ante el Fondo Monetario Internacional (FMI) y solicitar apoyo político para tratar de resolver una encrucijada económica y financiera con final abierto.

El presidente argentino cerró esta gira clave de su mandato durante una cena que protagonizó junto a otros líderes mundiales que llegaron a Jerusalén para participar del homenaje internacional a las víctimas judías que sufrieron la muerte sistemática en los campos de concentración y exterminio que instaló Adolfo Hitler durante su apogeo militar.

La cena fue organizada por Reuven Rivlin, presidente de Israel, y Alberto Fernández aprovechó la oportunidad de dialogar con Macron, Felipe VI y otros mandatarios invitados al acto oficial que será mañana en el museo de la Shoa Yad Vashem. Antes que se sirviera el menú exclusivo para los anfitriones -pescado, lomo con guarnición y marquise de chocolate-, el presidente acordó una reunión bilateral con el Rey de España y ratificó con Macron que el 5 de febrero se encontrarán en París.

En este contexto, la gira relámpago de Alberto Fernández por Europa para tratar la deuda externa tiene el siguiente calendario:

-3 de febrero en Roma con el premier Giuseppe Conte, y no se descarta una bilateral con Sergio Matarella, presidente de Italia.
-4 de febrero en Madrid con el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, y el Rey Felipe VI.
-5 de febrero en París con el presidente de Francia, Emmanuel Macron.

Este cronograma, que aún está a merced de cambios parciales, podría tener un cita extra que aún se está negociando. La posibilidad de acordar un encuentro entre Alberto Fernández y Ángela Merkel para el 6 o el 7 de febrero.

Alberto Fernández posa junta a todos los líderes mundiales que participaron de la cena de estado organizada por Reuven Rivlin, presidente de Israel

Alberto Fernández posa junta a todos los líderes mundiales que participaron de la cena de estado organizada por Reuven Rivlin, presidente de Israel

El presidente divide la problemática de la negociación de la deuda externa en dos andariveles diferentes. Por un lado, está la situación de los bonistas -y el proyecto que envió a Diputados-, y por el otro, la estrategia que desplegará ante el Fondo Monetario Internacional.

Sin embargo, aunque son andariveles distintos, todo se despliega con la misma lógica de poder: Alberto Fernández se reúne con mandatarios extranjeros y fija los tiempos, mientras que el ministro Martín Guzmán aprovecha sus contactos en Wall Street para acercar posiciones con los banqueros y fondos de inversión.

El 28 de enero, Guzmán viaja a New York para participar de un seminario organizado por el Council of Américas con la intención de conocer cómo es la estrategia argentina para encarrilar la negociación con los tenedores de bonos bajo legislación extranjera. Y horas más tarde, confirmó un vocero del gobierno, el ministro mantendrá una ronda de conversaciones con acreedores externos del país.

Cuando Guzmán regrese de Manhattan se cruzará hasta Balcarce 50 e informará al Presidente, que más tarde volará a Roma para encontrarse con Francisco en la audiencia prevista para el 31 de enero. Alberto Fernández hablará con el Papa sobre la deuda externa, porque le interesa su perspectiva global, pero su agenda incluye también la situación económica y política de la Argentina, la crisis de Venezuela y la tensión social en la región.

En cambio, durante sus entrevistas con Conte y Matarella (Roma), Sánchez y Felipe VI (Madrid) y Macron (Paris), el presidente apuntará a describir su posición sobre la deuda que heredó de Mauricio Macri, y su propuesta frente al FMI. Alberto Fernández sabe que Estados Unidos tiene mayoría en el board del Fondo Monetario Internacional, y por eso necesita el respaldo de Francia, Italia y España para esquivar un eventual pedido de plegamiento sugerido desde la Casa Blanca.

“Alberto (Fernández) se siente orgulloso de representar al país en el Foro contra el Holocausto y apuesta a fortalecer las relaciones con Israel, pero no deja de pensar en la deuda externa. Está enfocado y hace la gira europea para sumar respaldo político a la negociación con el FMI”, explicó a Infobae un integrante de la delegación oficial que conoce cómo piensa el presidente. (Fuente Román Lejman, enviado especial de Infobae a Israel)

ADNbaires