Kicillof dice que trabaja para que la Provincia no entre en defualt.

Críticas del Gobernador a Vidal // Las claves del endeudamiento // El bono de Scioli.

105
Compartir

Acusó a María Eugenia Vidal de dejar un endeudamiento “catastrófico” y advirtió que vencen “US$ 8.800 millones en cuatro años”.

El gobernador bonaerense fue tajante contra su predecesora, ante la imposibilidad de pagar el bono que vence el 26 de enero.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, cuestionó y responsabilizó a su predecesora, María Eugenia Vidal, por la situación económica de la Provincia y la imposibilidad de pagar el bono que vence el 26 de enero. Habló de una deuda “catastrófica” y dijo que deberán hacer frente a “8.000 millones de dólares en cuatro años”.

“Hay dos datos que explican la complicada realidad financiera de la PBA. Ambos fueron planteados durante la campaña y reafirmados el 11 de diciembre en el discurso de asunción en la Legislatura: el catastrófico endeudamiento y la situación de caja que dejaron”, comenzó el ex ministro de Economía desde su cuenta de Twitter.

Sin vueltas, apuntó sus argumentos contra Vidal: “La causa de los problemas que tiene hoy la provincia son producto de las pésimas decisiones del gobierno anterior”.

El gobernador dijo que la deuda en moneda extranjera creció de 57% a 82%: “Así, medida en su totalidad en pesos, se multiplicó por 5. Por eso decimos que la ex gobernadora fue la mejor alumna Macri”.

Sobre los vencimientos, explicó: “Se concentran en los cuatro años de este mandato. Cuando asumió Vidal tuvo que afrontar durante su mandato vencimientos por 5.400 M, mientras que en el período 2019 a 2023 vencen 8.800 M”.

En la misma línea, continuó: “La deuda de la provincia, como la dejaron, es insostenible. La política de endeudamiento de la gestión anterior se resume así: mucha más deuda, deuda más cara, deuda en dólares y vencimientos más cortos que recaen en la gestión actual”.

Axel Kicillof estuvo a principio de semana en la ciudad de Mar del Plata. Foto Maxi Failla

Este martes, a través de una solicitada, el Gobierno bonaerense confirmó oficialmente que no podrá afrontar el vencimiento del bono Buenos Aires 2021 (BP21, emitido en 2011), bajo legislación de Nueva York, por U$S 275 millones, por lo que abrió una negociación con los bonistas para alargar el vencimiento hasta el 1° de mayo.

“Estamos trabajando para alcanzar un acuerdo, pero el universo de bonistas es muy diverso. Hay fondos de inversión grandes, chicos, bonistas particulares. El 75% es un umbral alto pero tenemos la confianza en que lo que estamos planteando es algo razonable”, había señalado el ministro de Economía bonaerense, Pablo López.

CINCO CLAVES DEL ENDEUDAMIENTO

Mientras las miradas estaban puestas en la negociación por la deuda nacional, las finanzas de la provincia de Buenos Aires empezaron a tambalear: tiene que pagar US$ 750 millones solo en enero y US$ 2.700 millones durante 2020, el 80% en dólares ley extranjera. Y no tiene fondos.

¿Qué pasó, qué impacto puede tener y cómo sigue la discusión por la deuda en el territorio que maneja Axel Kicillof?

Aquí algunas pistas:

¿Por qué se habla de la fecha clave del 26 de enero?
Aunque la provincia tiene un vencimiento anterior a esa fecha, se trata de un bono colocado mayoritariamente en el sector público. El 26 de enero se vence la segunda cuota de un bono que emitió Daniel Scioli en 2011 por US$ 750 millones a 10 años. Hay que pagar US$ 275 millones entre capital e intereses. El bono se rige con la ley de Nueva York, lo que complica más la situación, y los tenedores son inversores del exterior.

¿Qué va a hacer Kicillof? El gobernador reconoció este martes que no tiene la plata y lanzó la convocatoria a los acreedores para que acepten “patear” el pago hasta el 1 de mayo. Hasta el momento sólo se habló de un estiramiento de plazos.

¿Cómo siguen los plazos?. Los acreedores tienen plazo hasta el 22 de enero para dar su consentimiento a la postergación del pago. Para poder concretarlo, se requiere la adhesión del 75% de los acreedores.

¿Qué pasa si los acreedores no aceptan? Si Kicillof no logra reunir ese 75%, deberá hacer frente al pago el día 26. Si no lo hacen, tiene 10 días antes de que la provincia sea declarada en default.​

¿Cómo puede afectar la situación de la provincia a la renegociación de la deuda nacional?​ El impacto de un posible default bonaerense pegó obviamente en los bonos provinciales y arrastró a los títulos nacionales, por lo que subió el riesgo país. La crisis financiera genera ruidos en medio de las conversaciones con los bonistas nacionales. En el llamado a los acreedores a aceptar la oferta, la provincia sostiene que la lógica sería esperar una reestructuración de la Nación para ver los pasos a seguir con la deuda bonaerense. Eso haría que los tenedores de deuda provincial tengan que estar pendientes del resultado de la renegociación a cargo de Martín Guzmán y se dilate una definición más global.

EL BONO DE SCIOLI

El bono que no puede pagar Axel Kicillof lo había emitido Daniel Scioli en 2011 para pagarle a maestros. Eran fondos que estaban pensados para hacer frente al reclamo de los docentes.

El exgobernador emitió el bono en Buenos Aires 19 de diciembre 2019 En el recinto diputados se trata la ley emergencia diputado Daniel Scioli. Foto: Rolando Andrade Stracuzzi.

El exgobernador emitió el bono en Buenos Aires 19 de diciembre 2019 En el recinto diputados se trata la ley emergencia diputado Daniel Scioli. Foto: Rolando Andrade Stracuzzi

El Bono Buenos Aires 2021 (BP21) que Axel Kicillof debería pagar el 26 de enero próximo y que ahora propone reperfilar para mayo, fue emitido por el entonces gobernador Daniel Scioli​, el 26 de enero de 2011.

En total, la emisión fue por us$ 750 millones a pagar en tres cuotas: una se abonó en 2019 y quedaban dos para este año y 2021.

Con la plata de este bono, que en ese momento con un dólar oficial de $ 4 eran “apenas” $ 3.000 millones, Scioli buscaba asegurarse, entre otras cosas, poder pagar sin problemas el reclamo de los docentes bonaerenses para un comienzo de clases tranquilo.

Nadie pensaba en ese momento que después del default de 2001 hubiera riesgo de un nuevo impago de deuda. De todos modos, la tasa de 11,25% fue cuestionada.

El exgobernador y excandidato a presidente recién pudo bajar esa tasa -y volver a colocar deuda en dólares.- cuatro años más tarde. En 2015, la provincia emitió US$ 500 millones en bonos que también vencen en 2021 a una tasa de 9,95%.

Kicillof debe contar con el 75% de aprobación para poder postergar el pago de los US$ 277 millones que vencen a fin de mes. Quiere esperar a que renegocie la deuda el gobierno nacional antes de cerrar su propia reestructuración. (Foto principal: Archivo de La Nación)

ADNbaires