Ritondo y la custodia de Vidal.

Entre la seguridad y la necesidad del contacto.

50
Compartir

“A pesar de mis retos, a muchos lados va sola, con una sola custodia o simplemente con un chofer. Ella se siente muy bien en contacto con la gente”, cuenta ante La Tecla el ministro de Seguridad Cristian Ritondo, y destaca que “no le gusta estar rodeada ni de custodia y muchas veces ni de militantes propios, sino que prefiere contactarse con los vecinos”

En más de una oportunidad se ha visto a Vidal bajarse del auto oficial y dialogar con docentes o guardavidas, por ejemplo. El ministro Cristian Ritondo, no se muestra del todo contento con ese tipo de actitudes, pero rescata la necesidad de la gobernadora de ponerse en contacto con la gente

“Ella se siente muy bien en contacto con la gente. No le gusta estar rodeada ni de custodia y muchas veces ni de militantes propios, sino que prefiere contactarse con los vecinos, con la gente común”, señala el titular de la cartera de Seguridad, en otro tramo del mano a mano con revista La Tecla.

-¿Podría Vidal vivir en un barrio cerrado común o está bien que siga viviendo en la Base Aérea de Morón?
-A María Eugenia le gustaría andar sin custodia. Ella tiene tres hijos a los que les cambió la vida. Y todo tiene que ver con el desafío que decidimos encarar. Para ella quizá sería mucho más cómodo vivir en un barrio privado, pero está cerca de sus vecinos, de su gente, de su panadería, el cine de siempre, que es lo que no quiere cambiar.

-¿Esa vida “normal” de mandados y cine la hace sin custodia?
-A pesar de mis retos, a muchos lados va sola, con una sola custodia o simplemente con un chofer. Ella se siente muy bien en contacto con la gente. No le gusta estar rodeada ni de custodia y muchas veces ni de militantes propios, sino que prefiere contactarse con los vecinos, con la gente común.  Lo demostró en Mar del Plata cuando se bajó del auto a hablar con los guardavidas o con algún docente. María Eugenia es como parece, no es otra cosa.

-¿Y a eso a usted, el ministro de Seguridad de la Provincia, lo hace sentir incómodo o nervioso?
-No, es un tema hemos hablado muchas veces. Pero es entendible, muchas veces lo preservamos, queremos vivir en un estado con mayor libertad. La relación con la gente nos lleva a conectarnos con la realidad permanentemente, y muchas veces estando rodeado no se puede.

ADNbaires