Los sindicatos peronistas y los movimientos sociales alineados con el PJ escenifican un acuerdo para rechazar las medidas de ajuste que prometió el libertario.

Los movimientos sociales alineados con Unión por la Patria comienzan a congregarse en la sede de la CGT para oficializar la nueva conducción de su gremio, la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP). El acto ofrecerá también una imagen de unidad entre los grupos piqueteros y la cúpula cegetista, cuando faltan seis días para la asunción de Javier Milei como presidente. No se descarta que alcancen un acuerdo para rechazar las medidas de ajuste que prometió la nueva gestión.

 Además del nuevo secretario general de la UTEP, Alejandro “Peluca” Gramajo (Movimiento Evita), también serán anfitriones en el salón Felipe Vallese los jefes de la CGT Héctor Daer y Pablo Moyano. “Cada vez que quieran tocar un derecho de los trabajadores, vamos a ser los primeros en salir a la calle”, advirtió el dirigente camionero, al tomar la palabra. “Esta unidad va a ser el principio de la unidad que se va a dar en la calle”, agregó.

Moyano no se olvidó de los gobernadores peronistas y los diálogos que ya existen con Milei o sus delegados políticos. El hijo de Hugo Moyano les preguntó si, ante las leyes que impulsará Milei, “van a venir con el verso de que están apretados por la coparticipación” para justificar su eventual acompañamiento a las reformas.

“Esta aparición rutilante del expresidente Macri tiene que ver con la frustración que tiene de no haber hecho desaparecer a los sindicatos y organizaciones sociales”, sumó Daer, trayendo a escena el viejo enfrentamiento de un sector de la CGT con el expresidente. De todos modos, admitió que la elección de Milei tuvo un alto contenido de voto peronista frustrado con el gobierno de Alberto Fernández o la candidatura de Sergio Massa. “Muchos compañeros, por bronca, votaron a quien fue electo presidente. Lo inteligente va a ser que sea posible que no avancen sobre los derechos conquistados”

El estatal Hugo “Cachorro” Godoy, referente de la CTA Autónoma, fue un paso más allá. “Tenenos que fortalecer nuestra unidad para resistir”, lanzó, para cuestionar sin rodeos al gobierno que comenzará el 10 de diciembre: “Ya no sólo son neoliberales, son una experiencia neofascista peligrosísima para la sociedad”.

Andrés Larroque, Juan Grabois y Emilio Pérsico, en la primera fila del acto en la CGT. Detrás, Walter Correa

Andrés Larroque, Juan Grabois y Emilio Pérsico, en la primera fila del acto en la CGT. Detrás, Walter CorreaMauro Alfieri – LA NACIÓN

Se sumó el docente y diputado nacional Hugo Yasky, aunque en otro tono. “No nos vamos a poner de rodillas ahora. Viva la unidad de los movimientos sociales y el movimiento sindical”, afirmó el titular de la Central de Trabajadores de la Argentina.

Pasadas las 16, ingresaron al edificio dirigentes como Gildo Onorato (Movimiento Evita) y Omar Plaini (secretario general del gremio de canillitas). “Hasta ahora, todo lo que ha planteado genera preocupación”, dijo Plaini sobre Milei, antes de ingresar al edificio de la CGT. También asisten Daniel Menéndez, de Barrios de Pie; Juan Grabois, del Movimieto de Trabajadores Excluidos, y los funcionarios de Axel Kicillof Walter Correa (ministro de Trabajo) y Andrés Larroque (Desarrollo de la Comunidad).

Otros dirigentes que se acercarían al acto de la UTEP son los sindicalistas docentes Roberto Baradel y Hugo Yasky, ambos de la CTA.

En la esquina de la calle Azopardo y la avenida Independencia, el Movimiento Popular Los Pibes se manifiesta en apoyo a la nueva conducción de la UTEP. “Vamos a armar resistencia popular”, es uno de los estribillos que entonan los militantes de esta agrupación.

Una alianza similar se dio en 2016, cuando la CGT junto con los movimientos sociales y las dos vertientes de la CTA organizaron la Marcha Federal y derivó en un paro nacional contra la administración de Mauricio Macri. (Por Javier Fuego Simondet para La Nación // Imagen: Hugo «Cachorro» Godoy (ATE), Norma Morales (UTEP), Esteban «Gringo» Castro (Movimiento Evita), Héctor Daer (CGT-Sanidad), Alejandro «Peluca» Gramajo (UTEP) y Pablo Moyano (CGT-Camioneros), en el escenario central del actoMauro Alfieri – LA NACIÓN)

ADNbaires